HERRAMIENTAS HOLÍSTICAS

  Con el coaching holístico puedes conectar con tu cuerpo, mente y espíritu. Así pues, esta sección quiere dar a conocer diferentes prácticas holísticas para que puedas integrar las que más te gusten a tu día a día, ayudándote en el camino a tú autotransformación.


image48

el perdón

  

El perdón es un acto de fe. Un acto que no vemos, pero se hace tangible en cada parte de nuestro ser. El perdón nos libera. Hace que veamos y entendamos las situaciones de una manera diferente. 

Si logramos comprender que las personas o circunstancias que llegan a nuestra vida siempre es para nuestra mayor evolución, podemos conectarnos con el amor. Asimilamos, aceptamos y dejamos ir el dolor, convirtiéndolo en enseñanza.

Muchas veces pensamos que necesitamos que “nos pidan perdón” o “perdonar a otros” cuando realmente lo más complicado es perdonarnos a nosotros mismos, pues consciente o inconscientemente fuimos participes de dicha situación.

El perdón también nos regala “un final”, un final que muchas veces no nos dan o no nos damos. El final de una etapa para comenzar renovados la siguiente.


image49

agradecimiento

Somos vibración y cuando dicha vibración está alta todo nuestro alrededor se transforma en energía elevada. Con el tiempo he tenido la oportunidad de aprender sobre el agradecimiento y puedo decir que es una de las herramientas más poderosas que hay. Vivir en agradecimiento significa estar en consonancia con todo lo que nos rodea, el estado más elevado de consciencia, transmitiéndonos paz inmediata, pues “sales de ti mism@” y comprendes que todo lo que tienes en este momento es exactamente lo que necesitas para tu evolución. 

Somos seres completos, llenos de luz y amor incondicional, venimos a este mundo con todas las herramientas para conseguir nuestra mejor versión. Mientras más consciente estés y agradecid@ con todo lo que tienes esa autotransformación se irá dando con mayor fluidez.

Te invito a que practiques el agradecimiento diariamente, por y para todo, así podrás experimentar por ti mism@ como tu estado emocional cambia drásticamente. 


image50

meditación

  La meditación es una técnica milenaria de relajación y apertura de conciencia utilizada por diferentes maestros y discípulos a lo largo de los años. Actualmente es una práctica normalizada y conocida por muchos.  La meditación se ha globalizado y es cada vez más común conocer personas que la practican. 


Me gustaría recordar que lo meditación no es “dejar la mente en blanco” (frase muy común), al contrario, se trabaja la aceptación de los pensamientos y el mantener la conciencia en el presente. La práctica de la meditación nos enseña a trabajar la aceptación mediante la visualización de los pensamientos como si estuviéramos viendo una película, pero no identificándonos con ellos. 


Aprender a aceptar la vida con sus más y sus menos al igual que cuando estamos meditando aceptamos la postura, aunque a veces pueda llegar a ser incomoda. Aceptar el presente, abrazarlo y amarlo porque el pasado ya pasó y el futuro todavía no existe.


Hay muchas técnicas y tipos de meditación, personalmente he tenido la oportunidad de practicar el vipassana, meditaciones guiadas con visualizaciones, meditaciones a través de la respiración (kundalini), entre otras.  Si no estás seguro de como realizar una    

 a continuación te indico los pasos básicos que utilizo personalmente:


Meditación a través de la respiración

-Busca un espacio tranquilo donde nadie te perturbe en esos 11 minutos. 

-Pon música de relajación que te guste y a su vez coloca una alarma que te indique que esos 11 minutos han terminado.

-Escoge una postura que sea cómoda para ti (acostado o sentado).

-Toma tres respiraciones profundas y comienza a enfocar tu atención en la respiración.

-Inhala imaginando como el aire entra e infla tus pulmones y ensancha tus costillas. Disfruta la -sensación de respirar.


image51

yoga

  

Siguiendo un poco la línea de la meditación y el estar conscientes de nuestras emociones, te recomiendo la práctica del Yoga como “Herramienta Holística”.

La primera vez que lo probé, no estaba muy segura de como funcionaba, me parecía difícil y que debía tener una resistencia física enorme. Sin embargo, al pasar el tiempo e ir comprendiendo realmente lo que significaba esta práctica, comprendí que no se trata de crear un esfuerzo físico para lograr un objetivo, sino aprender a conectarte con tu cuerpo e integrar las emociones y pensamientos que llegan en el momento que realizas una postura. 

Para mí el yoga es una herramienta de meditación consciente donde a través de cada asana (postura) conectas con cada parte de tu cuerpo, dándote la oportunidad de aprender a fluir como el agua, estar atento a tus pensamientos, integrar tus emociones y sobre todo aprender a conocer de dónde vienen tus “limites pre condicionados” y como soltarlos.